jueves, 26 de junio de 2008

AMORES UNIVERSITARIOS


PURA PASION

No por pura envidia la gente de los alrededores de las casas de estudio superior hablan tanto de los "jóvenes universitarios". Y muy a menudo no son muy alentadores esos comentarios. Recuerdo que en la década pasada  e inicios de la que vivimos, los universitarios hacían nata en las calles colindantes a la universidad tomandose unas cajas de vino o "ladrillos", o su "chelita", como aún llaman cariñosamente a las cervezas. Y si nos desplazábamos un poco más a la costa, nos topábamos con varios de ellos tendidos o amontonados, generalmente en parejas, en la fría arena de Playa Brava. Y cuando el sol caía los que gustaban de trotar en esa playa, muchas veces tropezaban con parejas a medio vestir que se enterraban en la arena para no ser vistos desde la costanera. Qué tiempos aquellos, cuando los estudiantes preferían la comunicación corporal con sus pares más que la lucha social... si al fin y al cabo, estaban pasando por etapas de elevada producción hormonal y el consultorio de la UNAP no daba abasto con tanta solicitud de profilácticos, por que entonces el SIDA tenía a todos asustados. Por su lado, los pocos políticos emergentes de la época, los mismos que hoy ocupan cargos en la Intendencia, Gobernación y otros tantos servicios públicos locales, cuando se tomaban la casa de estudios, también se tomaban hasta el agua del florero y a una que otra amiga de tendencia política... total la "U" entera era para ellos solos.

Hoy los pokemones se tomaron la "U" y como ya la juventud se expresa sexualmente con más fluidez, las pensiones universitarias son lugares más cómodos para liberar tensiones con algo de ejercicios amatorios... pero la playa, aun con todos sus riesgos, no pasa de moda. Y no se olviden que siempre los horarios de universitarios son tan especiales que entre ventana y ventana, algo se saca en limpio... si una escapadita a la pieza debidamente acompañado antes de empezar la clase que sigue, no deja de ser un buen panorama. Mala suerte para esos afuerinos que llegaron a una pensión estudiantil con casera estricta, por que en ese caso la única forma de introducir una dama a la intimidad de su pieza es alegando que tienen que estudiar para una prueba muy difícil de cálculo, o cualquier otro ramo famoso por su dificultad para ser aprobado. Pero como el estudiante es astuto, no le falta el modo...al final son pura pasion y el que haya pasado por la universidad y diga que no hizo nada... es un mentiroso, por que en la "U"... a nadie le falta Dios.

2 comentarios:

berto xxx dijo...

are you sure about that?


berto xxx

UN MUNDO PARALELO dijo...

si pues... si yo fui uno de ellos...jajajaja